adiós

viernes, 23 de diciembre de 2016

Feliz navidad a todos aquellos que aborrecen el baile, pero les gusta verlo y hasta sueñan en reencarnarse en bailones de discoteca.




Y si su casa mañana se convierte en una bienintencionada residencia de jóvenes ancianos, lo mejor que puede hacer Ud. es mover las caderas al ritmo que pueda:




No hay comentarios:

Publicar un comentario